Ésta es una entraña más de el cuarto claro, no una estancia aledaña.
Mis poemas, y algún otro texto, el 99% de las veces los expongo en el otro. Fotografías, en ambos.

domingo, 14 de abril de 2013

El lirio morado

En flickr

Hoy sí le he aplicado un filtro buscando el efecto del óleo (pero con mucho cuidado, no en todas las zonas, este filtro lo que hace básicamente es practicar una especie de desenfoque), hoy es un día especial y he querido divertirme, partiendo de la base de que a la escena le iba bien el juego. Si algo echo de menos de cuando pintaba  es la untuosidad, la textura de ese material, que se me hace la boca agua sólo recordarlo, y el olor... el olor. Sé bien que por ejemplo no me gustaría pintar con acrílicas. Porque, hay que decirlo, una pintura y una fotografía parten de conceptos fundamentalmente distintos,  aunque se rocen en algunos márgenes y en los finales, es decir, aspectualmente puedan resultar imágenes semejantes. Lo importante en cualquier creación, lo más importante, es el acto abstractivo que la fundamente. Ninguna pintura es mejor porque parezca una fotografía (por ejemplo las hiperrealistas) ni ninguna fotografía es mejor porque parezca una pintura. Comparar las obras resultantes es practicar injusticia con ambas técnicas, y por tanto con el esfuerzo creativo del autor y su, se presupone,  honestidad artística. No son mundos muy distintos pero sí de raíz mental, como decía más arriba, completamente diferente. 



1 comentario:

Mark de Zabaleta dijo...

Curioso !


Mark de Zabaleta

 
Creative Commons License
El cuarto claro by Sofía Serra Giráldez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial 3.0 España License.